Edificios emblemáticos

Malgrat de Mar es llana, lo que convierte un paseo a pie o en bicicleta por el centro en una actividad muy agradable y habitual entre los malgratenses y entre quienes que se animan a visitarnos. La única zona elevada del municipio es el cerro del Castell, que se halla en el casco viejo y actualmente está conectado con el centro a través de un ascensor inclinado.

Os invitamos a hacer a una ruta a pie por Malgrat de Mar y a descubrir sus edificios más emblemáticos, en un recorrido por la historia y los diferentes estilos arquitectónicos en que se construyeron. La ruta, elaborada en colaboración con el Archivo Municipal, destaca 10 espacios del patrimonio urbano, testigos del origen y la evolución de esta villa desde la Edad Media, cuando nacía de espaldas al mar con el nombre de Vilanova de Palafolls, hasta los años de guerras y posguerra del siglo XX, que la convirtieron en un referente industrial, minero y modernista. Andando, podréis observar el aspecto y los usos actuales de estos monumentos e imaginar cómo eran y cómo vivían los malgratenses de ayer a través del legado que se ha conservado hasta nuestros días.

Para guiaros en esta pequeña paseada, podéis consultar el pdf Malgrat a pie. Y si queréis aprender algo más sobre el paso de los romanos por Malgrat, sobre cómo se vivieron los años de la peste, sobre la apertura al mar en la época moderna o el oficio de las encajeras y el Malgrat de las casas modernistas de veraneo, tenéis al alcance una visita guiada.